¿Puedo bañar a mi gato?

Sí, pero la facilidad de lograrlo dependerá de tu gato.

Algunos gatos se agitan mucho e inclusive se ponen agresivos cuando se les baña. Otros permiten el acicalamiento como parte de la rutina. El acicalamiento general es una parte importante para la buena salud de la piel y pelaje de tu mascota. Muchos gatos, en especial aquellos con pelo corto, son muy buenos para acicalarse a sí mismos y rara vez requieren un baño. Sin embargo, un baño es lo adecuado cuando quieras que tu amigo felino esté limpio y huela a fresco. La frecuencia dependerá del largo y tipo de pelo, las conductas de auto-acicalado, nivel de actividad, medio ambiente y salud en general.

También, ten presente que el baño demasiado frecuente o el uso de productos fuertes pueden opacar el pelo y causar piel seca, escamosa y en ocasiones irritada. Considera que las otras necesidades de acicalamiento de tu mascota incluyen el corte de uñas, limpieza de orejas, cepillar y desenredar el pelo en caso de que sea necesario, dependiendo del tipo de pelo de tu acompañante felino.